Editorial

Mirar lejos

 

Editorial | Revista COLSECOR, febrero 2018

 

 

Es una idea fundacional que establece un marco de conductas para desarrollar la integración de las asociadas a COLSECOR. Implica examinar tendencias, observar mecanismos que se han naturalizados y que se han desviado del sendero critico en cuanto a los puntos de vista.

El futuro, después de todo, es para nuestra entidad, un atributo propio del progreso constante para producir los cambios transformacionales.

Nos hemos propuesto comenzar un trabajo profundo, en este 2018 que ha comenzado recientemente. Las acciones estarán dirigidas a explorar las numerosas oportunidades que tenemos como sector de la economía sin fines de lucro.

Estamos convencidos que cuando llegan las verdades ultimas, muchas veces es demasiado tarde y sucede lo menos imaginado: se sepulta el destino de un buen proyecto con causas nobles en su origen por la simple razón de no haber logrado adaptarse a los tiempos que transcurrían.

El recorrido que hemos diseñado para la experiencia que busca la generación de conocimientos, se asienta en ejes temáticos sobre los que se van a apoyar tópicos que delinean tanto desafíos como inquietudes.

El criterio analítico predominante tiene que permitirnos construir las mejores argumentaciones para obtener las más claras conclusiones de utilidad y que el resultado promueva consistentes proyectos cooperativos en Argentina.

Hay que convertir un ámbito para la reinvención sobre la experiencia de la Inter cooperación y una fuerte identidad para dar viabilidad a las organizaciones cooperativas sobre la base de las sinergias entre las autonomías de cada institución con un origen común.

COLSECOR en los años noventa se convirtió en un instrumento nacido bajo esos parámetros. Hay que recuperar aquellas capacidades para una mejor perspectiva.

En la agenda de prioridades cooperativistas tienen que emerger las creatividades e inteligencias de las organizaciones para nuevos emprendimientos solidarios que respondan con ideas innovadoras a los cambios que la sociedad y el mercado están ocasionando. Ejemplo: cómo hacemos frente a las acechanzas de la invención de la robótica que impactan en el mundo del trabajo en una economía cada día mas globalizada. Dilemas sobre los que hay que tomar iniciativas para deconstruir realidades y procedimientos que nos permitan reconvertirnos en una posición de sostenibilidad.

También tenemos que consolidar la dirigencia social cooperativa con bases conceptuales y practicas comprendiendo la conducción como la guía de los procesos de cambios y la eficiente administración de las gestiones. Es clave la educación Cooperativa como un principio social del desarrollo de las comunidades para emanciparnos de las inequidades que impiden la dignidad humana.

Hay faros de pensamientos que iluminan con sabiduría la doctrina cooperativista. Uno es el que proviene de la Corporación Cooperativa Mondragón. Su mentor, el vasco Arizmendiarreta, en su concepción filosófica, nos afirma que el trabajo es servicio, libertad y solidaridad y que el valor de lo irreductible se encuentra en la densidad comunitaria de la persona.