LA QUIACA RECICLA

Un grupo de vecinos empezó a reciclar como una forma de generar algún ingreso más. Hoy, además de haberse conformado como cooperativa, se encuentran fuertemente comprometidos con el medioambiente. A tal punto, que realizan talleres y campañas de concientización sobre la importancia de la separación de los residuos en origen.

* Abirendo Caminos / Revista COLSECOR / Marzo 2016 

“Nuestro objetivo final es que todo quiaqueño pueda separar y clasificar los residuos y cuidar nuestra tierra”, asegura Roberto Santos. `Santos´ como lo conocen todos en la ciudad, tiene 40, realiza trabajos de albañilería y desde hace unos años también integra la Cooperativa de Recicladores Quiaqueños MOCAJU.

Valora mucho su participación en la entidad. “Para mí es algo muy bueno, un aporte que puedo realizar como ciudadano. Es muy positivo ser parte de esta iniciativa, sobre todo teniendo en cuenta que hoy por hoy la mayoría estamos más abocados en hacer basura que en cuidar la naturaleza”.

El sistema con el que se manejan es el siguiente: Cada institución o vecino realiza la separación en origen de vidrio, papel, cartón,  plástico y chatarra, tras lo cual llama a la cooperativa para que uno de los socios pase a retirarlos a domicilio. Es por esto que en la ciudad ya están acostumbrados a ver este grupo de trabajadores con sus carritos llenos de materiales, que llevan a su planta de acopio para clasificar y vender.

El trabajo no se agota allí. Los integrantes de la cooperativa han realizado acciones como la limpieza de las costas del río de la ciudad, además de dar talleres en los colegios primarios y secundarios.

“Los orígenes de este proyecto se remontan al 2010”, explica Angela `Kela´ Monasterio, que hoy tiene 35 y es socia fundadora de esta entidad. En aquella época, junto a otras 4 personas pensaron en una manera de generar un pequeño ingreso y, a la par, realizar un trabajo ecológico. “En el 2013 pudimos armar legalmente la cooperativa de trabajo que hoy está integrada por 10 asociados y nació con apoyo del Movimiento Originario Campesino de Jujuy (MOCAJU)”.

 

 

 

Concientizar, esa es la cuestión

Kela explica que “muchos de los habitantes de La Quiaca aun no conocen los beneficios de la separación de los residuos, ni lo que provoca desechar los residuos mezclados, que van a parar al basural, donde se queman y se genera un foco de contaminación para el agua, el aire y la tierra”.

Es por esto que la Cooperativa de Recicladores realiza campañas en lugares estratégicos bajo el lema “La quiaca recicla” y el año pasado recorrieron casa por casa en distintos barrios de la ciudad repartiendo folletos. “Nos encontramos con muchas personas que no conocían nuestro trabajo y también otros que ya vienen separando en origen. Un dato positivo es que a través de estos años, observamos que de a poquito la comunidad va respondiendo”, asegura Kela. 

 

la quiaca

Hacerse un lugar

Santos agrega que hubo que vencer prejuicios sociales porque “al no conocer la importancia del reciclado éramos mal vistos. Hoy ya no somos `los cirujas´, la población nos felicita por la importancia de nuestro trabajo por el cuidado de la tierra”.

Actualmente quieren dar un paso más y ya se están capacitando para realizar techos de botellas pet para invernaderos, huertas, etc. Otra de las ideas que está dando vueltas es la de convertir la chatarra en hamacas  u otros juegos, para crear plazas en la ciudad.

La cooperativa  tuvo sus idas y vueltas, como suele pasar en este tipo de construcciones sociales. De los 30 que fueron en una oportunidad, hoy queda una decena de personas  que siguen con una fuerte convicción. Actualmente, sus integrantes no pueden vivir con lo que recaudan con este trabajo. Santos explica que “es un ingreso complementario. Algunos somos albañiles, otras amas de casa y tenemos que organizarnos bien para disponer del tiempo que le dedicamos a esta tarea. Este es un trabajo que hay que saber querer, que se realiza con conciencia y constancia. Pedimos a la población que se comprometa y colabore”.

A pesar de las inclemencias que vivió la entidad, ambos finalizan asegurando que “Como cooperativa estamos decididos a continuar con esta tarea, reafirmando el compromiso por el cuidado del medioambiente”.