“La renuncia de Elgue responde a situaciones internas del INAES”

El día 28 de julio a las 16:30 hs, el Secretario de Políticas Sociales de la Nación, Lic. Daniel Arroyo, mantuvo una reunión con la mesa Ejecutiva de la Confederación de Cooperativas de la República Argentina (Cooperar) por la situación del INAES.

Estuvieron presentes en la reunión Juan Carlos Fissore (Presidente de Cooperar), Rodolfo Santecchia, (Vicepresidente segundo),  Carlos Andrés Mansilla (Secretario), Marcelo Gallo (Tesorero) y Aarón Glazer (Tesorero).

La reunión fue organizada para que el movimiento cooperativo expusiera su posición sobre la crisis institucional del Instituto Nacional de asociativismo y Economía Social (INAES) que culminó con la renuncia del Contador Mario Elgue a la Presidencia del instituto y el nombramiento del Arquitecto Daniel Spagna interinamente a cargo del despacho de la presidencia del Instituto.

Se planteó que el cooperativismo no era responsable de la situación que sufre el instituto y que esta crisis de características políticas internas del gobierno afectaba  seriamente los planes llevados adelante por el sector la economía social y demostraba la falta de políticas definidas con respecto al cooperativismo, ya que en un año se sucedieron dos Presidentes (Elvira Castro y Mario Elgue). También, COOPERAR sostuvo que mientras eso ocurría, el movimiento cooperativo organizado realizaba el “Congreso Argentino de la Cooperación 2004” con un gran participación sectorial y regional que demostraba la voluntad de aportar positivamente a la recuperación Nacional.

Por otro lado,  se expuso la preocupación respecto a la presencia del cooperativismo en la “Reunión especializada de Cooperativas del MERCOSUR” a realizarse la semana próxima en San Pablo, Brasil, ya que el Presidente saliente del INAES había comprometido su presencia en carácter de representante del cooperativismo nacional. Dicho esto, se expuso que si el gobierno realmente apoya al Movimiento Cooperativo, debería garantizarse una presencia destacada en este encuentro.

 También se le recordó a Arroyo que por primera vez en la historia debido al prestigio ganado  por COOPERAR en el movimiento cooperativo latinoamericano, se realizará entre el 22 y 26 de noviembre, la asamblea de la ACI Américas que significa un importante paso adelante para el cooperativismo argentino y que el evento contaba con el apoyo de la Presidencia saliente del instituto.

Como último punto, se destacó la problemática actual del movimiento cooperativo que se estaba tramitando con el INAES frente a otras áreas conflictivas del mismo gobierno Nacional como la intervención del Ministerio de Trabajo a cooperativas de ese rubro; la situación preocupante de las  cooperativas de servicios por las consecuencias que acarrea el decreto 392/03; se expuso la necesidad de continuar con las gestiones para lograr una rápida reglamentación de la ley de cajas de crédito, trámite llevado adelante en conjunto con el INAES frente al Banco Central de la República. Por último se recordó la siempre vigente discriminación en materia de radiodifusión que sufre el cooperativismo, en la cual el Instituto brindó su apoyo frente a otros organismos del mismo gobierno como el COMFER se obstinan en sostener.

Por su parte, Arroyo confesó al cooperativismo que de ninguna manera la renuncia de Elgue se debió a problemas con el movimiento cooperativo organizado y que tampoco a nivel del ministerio de desarrollo social  existe ningún inconveniente con el movimiento cooperativo confederado al cual reconoció esfuerzos por encontrar solución a las crisis Nacional y que valoraban el enorme esfuerzo del CAC 2004. El funcionario también manifestó que la salida de Elgue respondía a situaciones internas del INAES y que el Contador Elgue no mantenía conflictos con él ni con la Ministro Alicia Kirchner, ya que realizaría una tarea de asesoramiento en temas específicos como el programa Manos a la obra y el Foro de Investigación de la Economía Social, aunque aún no estaban decididas sus funciones formalmente. En cuanto a la designación del próximo presidente del instituto, sostuvo que no podía dar información ya que el tema esta siendo estudiado por el Presidente Kirchner que será quien finalmente decida.

Con respecto al resto de los reclamos, Arroyo manifestó que él mismo será quien viaje a San Pablo el día cuatro de Agosto, aunque no podrá asistir a la totalidad del encuentro ya que el día cinco de agosto debe presentar su informe en la cámara de diputados. Finalmente sostuvo que todos los proyectos en vía de ejecución se seguirán cumpliendo.

También pidió que la confederación lleve tranquilidad al conjunto de sus organizaciones.